EL LLAMADO DE LA PATRIA HEMISFERICA

EL LLAMADO DE LA PATRIA HEMISFERICA
Por José C. Barbosa Muñiz, Ph. D.

La estadidad para Puerto Rico estará como una de las opciones en la segunda pregunta de un plebiscito mal ofrecido al electorado puertorriqueño el próximo noviembre. Es una verdadera pena porque en realidad la integración de Puerto Rico a la Unión americana es en realidad la respuesta al “llamado de la patria grande o hemisférica”. También es lo más lógico desde el punto de vista de nuestra población diseminada por toda América y la realidad de que ya hay más puertorriqueños viviendo fuera de Puerto Rico que en el archipiélago del mismo nombre. ¿Por qué ese llamado de la patria hemisférica? Porque nuestras ambiciones desbordan nuestra pequeña geografía y alcanzan sus más altas metas mucho más allá de nuestras playas tanto en la América del Norte, Centro y Sur América.

El primer paso en responder al llamado de la Patria Hemisférica es integrarnos a esa “unión en la diversidad” que es los Estados Unidos de América (EUA) los que han tenido un éxito indiscutible entre las comunidades organizadas de nuestro planeta. Es sólo el primer paso para servir de agente catalítico para la futura alianza hemisférica necesaria de todas las naciones americanas. (Recuerde que un agente catalítico es uno que participa y ayuda al proceso en marcha, sin cambiar su esencia propia). La evolución en los EUA que tiende a balancear el poder político de los latinos, los anglosajones y otras etnias importantes, lo que a su vez, augura una armonía cultural en el futuro del coloso del norte y concurrentemente una solidaridad continental oportuna en un mundo globalizado.

¿Qué puede ocurrir con nuestra identidad en una patria hemisférica? Que evolucionemos como todo lo vivo pero con un protagonismo mayor en el Mundo Globalizado del Siglo XXI. Una sociedad preparada para la armonía cultural del Hemisferio por la suerte que nos ha tocado vivir como la última colonia del Planeta Tierra. Ese accidente histórico que ha moldeado nuestro perfil colectivo, se aprovecha para mejorar nuestro entorno sociopolítico.

La comunidad de Puerto Rico se ha forjado dentro de condiciones físicas, políticas e históricas particulares hasta crear un perfil llamado “puertorriqueño”. La identidad boricua es sencillamente todas las personas que se sienten identificadas con ese perfil. Paralelamente, la organización política impone unas normas artificiales que se pueden acatar sin el “sentimiento de pertenencia” o rechazar como incompatibles con nuestra identidad. En los cien años de asociación desigual con los EUA hemos demostrado que podemos mantener nuestra identidad dentro de un marco grande en competencia cultural con otras vertientes de la llamada Cultura Occidental transportada a nuestro hemisferio por los estados europeos poderosos de los siglos XV, XVI y XVII. ¡EL MOMENTO DE ACTUAR ES AHORA¡ Digamos NO a la colonia y Sí a la opción de Estadidad.
¡QUE NOS AYUDE DIOS!

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s


%d bloggers like this: